Legionella y Covid-19

Rioja Salud, entre otras agencias de salud, ha redactado una nota informativa de recomendaciones, muy aclaratoria y dirigida al sector del tratamiento de la legionela y a los titulares de los establecimientos.

En esta situación de alerta sanitaria muchos establecimientos de uso público (hoteles, polideportivos..) han tenido que cerrar. Otros como servicios sociosanitarios de hospitales y residencias geriátricas están a pleno funcionamiento con personas especialmente vulnerables ingresadas en su interior. Igualmente, para evitar el colapso de centros sanitarios, se han adecuado espacios no sanitarios para el realojamiento de pacientes leves o aquellos que habiendo superado la enfermedad todavía deben estar confinados.

Qué recomendaciones con relación en los programas de mantenimiento higiénico-sanitario de control y prevención de la Legionelosis, se tendrían que hacer?

Para Hospitales y residencias geriátricas en pleno funcionamiento habría que comentar que es fundamental que mantengan las precauciones necesarias para evitar que el ACS pueda ser un foco de legionela. Si por circunstancias se tienen que atrasar las limpiezas y desinfecciones programadas al menos mientras dure la situación de emergencia actual, se debería:

Verificar en todo momento las temperaturas establecidas por la legislación vigente a los acumuladores, retornos, y terminales (grifos/duches).

Revisar los equipos e infraestructuras de las instalaciones (los departamentos de mantenimiento de los diferentes edificios tienen esa responsabilidad).

Incrementar, si es posible, las purgas en los acumuladores y cañerías de retorno.

Vigilar analíticamente el agua hasta el momento donde se puedan realizar las limpiezas y desinfecciones.

Si no se pueden hacer las analíticas para evitar problemas de salud pública adicionales, habrá que aumentar las temperaturas de los acumuladores de forma que a cualquier punto terminal se llegue a los 55 °C en menos de un minuto de apertura del mismo. También como ya mencionado habrá que incrementar las purgas de los acumuladores, así como de los puntos terminales.

Para los establecimientos cerrados al público, hoteles, centros deportivos o similares, hará falta que mantengan los acumuladores vacíos y apagados. Antes de abrir al público, tendrán que realizar una limpieza y desinfección de todo el circuito y realizar las analíticas de verificación tal como establece la normativa vigente.

Si por otro lado la instalación continúa en funcionamiento, tienen que realizar el mantenimiento de temperaturas y el control de los parámetros según la frecuencia programada por la legislación vigente. Pero se continúa recomendando de incrementar las purgas de los acumuladores y puntos terminales, así como incrementar la vigilancia analítica, si es posible.

Todas las modificaciones de las actuaciones descritas tienen que quedar documentados en los programas de mantenimiento y registros.

Desde Micronela pensamos que la instalació de nuestras equipaciones Legiopack y Sanipack pueden ayudar a los responsables de las instalaciones en situaciones como las actuales. ¿Por qué?

Por su funcionamiento automatizado.

Por que es un sistema físico para la producción, tratamiento y desinfección en continuo del agua caliente sanitaria.

Por su fácil mantenimiento

Por que no precisa de acumulación. Reducción de las operaciones de mantenimiento en los acumuladores.

No dejéis de consultarnos si estáis interesados en su funcionamiento.

https://www.riojasalud.es/salud-publica-y-consumo/sanidad-ambiental/6975-control-de-legionelosis-durante-la-alerta-por-covid-19